Contaminación atmosférica y la salud

La contaminación atmosférica puede dañar nuestro cuerpo de muchas maneras. Este tipo de contaminación causa una variedad de síntomas respiratorios a corto plazo, como la tos, irritación de la garganta, opresión de pecho, sibilancias y dificultad para respirar, además del daño a largo plazo y el empeoramiento de otras enfermedades.

¿Quién es más vulnerable?

Los niños, los ancianos y las personas con asma u otras afecciones pulmonares y cardíacas son los más vulnerables a los efectos de la contaminación atmosférica. Los niños son más vulnerables que los adultos porque sus pulmones aún se están desarrollando, pasan más tiempo al aire libre y respiran más rápido que los adultos. Los adultos que trabajan o hacen ejercicio al aire libre durante largos períodos de tiempo también son vulnerables.

Estudios recientes han demostrado que la contaminación atmosférica puede perjudicar el desarrollo de los pulmones en los niños y puede contribuir al asma en la primera infancia. Los niveles más altos de contaminación atmosférica se han asociado con una mayor incidencia de problemas del corazón, incluidos los ataques cardíacos. Los contaminantes atmosféricos tóxicos pueden aumentar el riesgo de padecer cáncer y pueden causar efectos sobre la salud no relacionados con el cáncer.


¿Cuáles son los contaminantes que más preocupan?

En el condado de Santa Barbara, los contaminantes que más preocupan son los siguientes:

  • Ozono a nivel del suelo: el principal componente del esmog.
  • Partículas diminutas en el aire, conocidas como partículas en suspensión: como las presentes en el humo y el polvo.
  • Sustancias tóxicas del aire: químicos en el aire que pueden causar cáncer y otros problemas de salud.

Los estándares de calidad del aire definen el aire limpio y nos indican qué cantidad de una sustancia puede estar en el aire sin causar daño. Se han establecido estándares federales para siete contaminantes, incluidos el ozono y las partículas; en California, se han fijado estándares para esos siete, más otros cuatro. En la mayoría de los casos, los estándares de California protegen más la salud que los federales. El condado de Santa Barbara no cumple con el estándar de ozono de 8 horas de California (implementado en mayo de 2006) ni con el estándar de California para las partículas en suspensión de menos de 10 micrones de diámetro (PM10). Como resultado, se nos exige adoptar Planes de Aire Limpio para mostrar cómo reduciremos la contaminación atmosférica a fin de alcanzar los estándares de aire limpio, y también debemos informar sobre el Índice de Calidad del Aire (ICA), una escala de los niveles reales de ozono y otros contaminantes comunes presentes en el aire en relación con su estándar de salud. Conozca más sobre los estándares de calidad del aire y nuestro estado de cumplimiento en Cumplimiento de los estándares de calidad del aire.

No se han establecido estándares de calidad del aire para las sustancias tóxicas del aire. En cambio, las normas apuntan a disminuir su riesgo para la salud. Conozca más en Sustancias tóxicas del aire.

El 1 de octubre de 2015, la Environmental Protection Agency (Agencia de Protección Ambiental, EPA) de los Estados Unidos anunció un nuevo estándar de ocho horas de 70 ppb (partes por mil millones) para el ozono a nivel del suelo, uno de los principales componentes del esmog. Para obtener más información, vea el Nuevo estándar de ozono.

picture-this-ozone

picture-this-ozone2

El ozono es un gas creado cuando los NOx (óxidos de nitrógeno) y los COV (compuestos orgánicos volátiles) generan una reacción química ante la presencia de la luz solar y el calor. El ozono es un ingrediente primario del esmog.

Este gas está presente en dos capas de la atmósfera terrestre.

Es bueno si está arriba: en la estratósfera, de 10 a 30 millas por sobre la superficie de la Tierra, la capa de ozono estratosférico protege a las formas de vida de los dañinos rayos ultravioleta.

Es malo si está cerca: en el suelo, hasta 10 millas por encima de la superficie de la Tierra, en la tropósfera, el ozono a nivel del suelo puede dañar la salud de los humanos, los cultivos y los edificios.

Por lo general, la temporada de ozono del condado de Santa Barbara se extiende desde abril hasta octubre. Para leer más sobre el ozono y nuestra salud, incluso cómo el ozono daña nuestros pulmones, y quién está en riesgo, vea Contaminación atmosférica por el ozono y la salud.

Partículas

usepa-particlesize-600

Las finas partículas minerales, metálicas, de hollín, de humo y de polvo suspendidas en el aire pueden dañar nuestros pulmones. Por razones de salud, estamos más preocupados por las partículas inhalables de menos de 10 micrones de diámetro (PM10) y menos de 2.5 micrones de diámetro (PM2.5). Las partículas de estos tamaños pueden alojarse permanentemente en las áreas más profundas y sensibles de los pulmones, y pueden empeorar muchas enfermedades respiratorias, como el asma, la bronquitis y el enfisema. Los niveles más altos de contaminación por partículas se han asociado con una mayor incidencia de problemas del corazón, incluidos los ataques cardíacos.

picture-this-brochure-smoke

Para obtener más información, vea Contaminación por partículas y la salud y Acerca del humo y la salud.

 

 

 

Picture this

Las sustancias tóxicas del aire son químicos liberados al aire que se sabe o se sospecha que causan cáncer u otros problemas graves de salud. Algunas sustancias tóxicas del aire son el mercurio, el asbesto y el benceno. Los gases de escape de los vehículos contienen grandes cantidades de sustancias tóxicas del aire, y las partículas de los gases de escape de los motores diésel se consideran el principal cancerígeno transmitido por el aire en California. Vea la información sobre los programas de financiación de APCD para motores diésel más limpios, diseñados para disminuir las emisiones de gases de escape de los motores diésel. Vea nuestra sección de Sustancias tóxicas del aire para obtener información sobre las sustancias tóxicas del aire y la salud, y sobre el programa de sustancias tóxicas del aire del distrito.

¿Cuándo debería preocuparme?

Las advertencias de calidad del aire se emiten para alertar al público sobre la mala calidad del aire. Se emite un Aviso de la Calidad del Aire cuando existe una posibilidad de tener una mala calidad del aire en una o más áreas del condado; una Advertencia de Calidad del Aire se emite cuando ya existe la mala calidad del aire. Se puede publicar una advertencia cuando los vientos fuertes producen altos niveles de partículas, o cuando el humo de un incendio forestal está afectando al condado. Si desea recibir las advertencias de calidad del aire del distrito por correo electrónico, puede Suscribirse. También puede seguirnos en Twitter (@OurAirAdvisory).

Es recomendable que minimice sus actividades al aire libre si se emite una advertencia de calidad del aire para su área o si ve que hay mucho polvo, gases de escape de los motores o humo en el aire. No utilice sustancias químicas tóxicas en áreas con mala ventilación.


Más información

picture-this-brochure-health  picture-this-effects-of-air-pollutants  picture-this-effects-of-espanol  


Para obtener más información o solicitar materiales, incluso afiches y hojas de datos, comuníquese con la oficial de información pública del distrito, Lyz Hoffman.